Este libro, que todos deberíamos leer, nos entrega herramientas que nos servirán para definir 4 pilares fundamentales para que nuestras relaciones sobrevivan esta cuarentena.

Creo que a todos se nos ha hecho más que complicado ser y dejar ser dentro de las mismas 4 paredes, estando encerrados por ya casi 4 meses, sin ver una luz de salida. Aquí nos hemos visto enfrentados a nuestras peores y mejores versiones, a nuestros peores y mejores días, y enfrentados a saber llevarnos, como sea, para poder seguir aquí, el tiempo que sea. Por esto, creemos que esta pequeña ayudita nos servirá a todos; 4 acuerdos que debemos fijar para con nosotros mismos y con los demás, y poder así, cuidar nuestras familias en este tiempo de incertidumbre.

1. SE IMPECABLE CON TUS PALABRAS

Nuestras palabras tienen el poder evocar toda clase de emociones en nosotros mismos y en los demás. Si a veces nos sentimos enojados, y decimos palabra hirientes sobre el otro, podríamos plantar semillas en el otro que traen frutas de mucho malestar. Influenciamos en la autoestima más de lo que pensamos. Y esto sucede también con las afirmaciones que nos decimos a nosotros mismos, hacernos conscientes de esto, nos ayudará a elegir con amor y sabiduría lo que decimos, para sembrar así confianza, belleza, amor, seguridad, contención y compasión en nuestras familias.

2. NO TE TOMES NADA PERSONALMENTE

Sobretodo ahora.
Cada uno está viviendo su propia realidad, su propio sueño o percepción de lo que está sucediendo. No todo lo que se dice está dirigido a ti o tiene que ver contigo, de hecho tiene mucho más que ver con la persona que lo dice. Si te enojas, o sobre-reaccionas, estás dándole más poder a sus palabras que a las tuyas, estás entregando tu poder y dando permiso para hacerte daño. Recuerda; soltar el apego a la opinión ajena te ayudará a traer paz interior y felicidad en tu vida.

3. NO HAGAS SUPOSICIONES

Ya bien sabrás, que tu mente tiene su propio director de cine, y que en tu cabeza pueden crearse películas eternas a raíz de un simple comentario o una emoción. Y esto, nos lleva a sacar conclusiones precipitadas de cosas que a veces ni siquiera han ocurrido. No inventes CERTEZAS, de cosas que solo son ciertas en tu mente, en vez de eso pregunta, aclara, conversa y comunica, para que dejes de suponer.

4. HAZ SIEMPRE LO MÁXIMO QUE PUEDAS

Un día a la vez. Cada día es diferente, y «lo mejor de ti» también cambia día a día. No te sobre exijas, ni trates de cumplir expectativas ajenas, sólo tú sabes cuál es tu 100% hoy, y cuánto puedes dar. Recuerda siempre ser impecable con tus palabras, no te tomes nada personas, y no hagas suposiciones, con esto ya tendrás gran parte del camino recorrido, y estarás mucho más cerca de una mejor versión de ti mismo.

Un abrazo enorme,
esperamos verlos pronto.

WhatsApp